Asesorías pedagógicas y andragógicas como herramientas alternativas educativas ante la pandemia del covid-19. Venezuela

El año 2020, como lo hemos vivido, se ha caracterizado por cambios en nuestra rutina diaria a nivel mundial, debido a la cuarentena generada por el covid-19. Cambios que han determinado la toma de decisiones importantes para resguardar la salud de los ciudadanos y también para que los procesos de nuestro desarrollo como seres humanos, no se vean tan afectados y se pueda seguir avanzando en aspectos tan fundamentales como la educación.

A principios del mes de marzo, particularmente en Venezuela, se decidió realizar una cuarenta radical con el objeto de cortar la cadena de contagios del virus, en materia educativa, se continuaron desarrollando las clases a través del programa denominado “Cada Familia una Escuela”; básicamente a nivel general, desde el órgano rector; el Ministerio del Poder Popular para la Educación, se comenzaron a dar clases a través de la televisión, cinco días a la semana, donde cada día brinda la oportunidad de tratar sobre un área específica, y luego se solicita realizar una actividad desde casa con la ayuda familiar.

La educación en estas condiciones, ha sido un gran reto, debido a las dificultades de múltiples situaciones actuales que se le suman a la pandemia, y ala resistencia que pudiera generarse ante los cambios, a pesar de esto, se asumió esta nueva forma de trabajo para dar continuidad al proceso educativo, obviamente, ha presentado debilidades en cuanto a las estrategias en general por la premura con la cual tuvo que asumirse, escapándose aspectos particulares como por ejemplo; la carecían de tecnología en algunos casos, hasta el hecho del grado académico o fortalezas emocionales de quienes desde casa (padres, madres, abuelos, entre otros) han ayudado a que se continúen con los procesos de enseñanza aprendizaje, de igual forma, los docentes hemos tenido que desarrollar más habilidades en cuanto al uso de nuevas tecnologías, desde el envió de correos electrónicos, mensajes de WhatsApp, hasta la organización de clases en línea para ayudar a facilitar los aprendizajes.
Sin embargo, con todo lo expresado, hay que felicitar a todos, porque a pesar de las dificultades, errores y aciertos. Todos en conjunto, han hecho un gran esfuerzo para que haya un grado menor de afectación en el área educativa, ante la tragedia del covid-19 que ha enlutado a tantas familias a nivel mundial.
Es por ello, que en este proceso de enseñanza, se han realizado evaluaciones desde el ente rector para a optimizar las estrategias implementadas y en la actualidad además de las clases a nivel televisivo y asignaciones, se hizo el llamado a cumplir con asesorías por parte del sistema educativo regular, es decir, en Venezuela, comenzó a darse una flexibilización de la cuarentena, la cual, establece una semana de cuarentena radical y otra semana de apertura, por lo que, en esa semana de apertura o laboral, se aplican las asesorías pedagógicas o andrológicas para solventar las debilidades encontradas durante la primeras decisiones, debido a la magnitud de la enfermedad en el mundo, y estas están basadas en orientaciones de las actividades o estrategias didácticas enviadas a casa de manos de los expertos (Docentes), contribuyendo también, con las familias más vulnerables que no cuentan con tecnologías para el envío de las asignaciones, en virtud que estas asesorías pedagógicas se realizan en las instalaciones de las escuelas y liceos.

Cumpliendo las normas de bioseguridad, en las asesorías se pretende, orientar los métodos de estudio que se deben desarrollar para alcanzar el aprendizaje, así como realizar prácticas de algún contenido de aprendizaje que sea un tanto complicado de entender con sólo la teoría, también, apoyar a quienes no cuenten con tecnología, orientándolos, o recibiendo alguna actividad que no pueda ser enviada en línea.

Tener esta experiencia educativa durante la pandemia, ha sido valiosa, porque demuestra que podemos entender; el valor que tienen los docentes con vocación, la importancia de los padres al reencontrarnos con sus hijos esta vez en todos los aspectos de la enseñanza y concebir que la vida no es estática sino cambiante, por lo que debemos adaptarnos con aptitud positiva. Se comprende que, en algunos niveles educativos, le ha prestado más la modalidad de educación a distancia que a otros, se ha conocido que no sólo es la manera presencial la única modalidad existente, que además en ambas modalidades podemos incorporar aspectos que la evolución tecnológica nos brinda en la actualidad, pero, como vemos todos han sido aprendizajes que se suman a nuestro andar.

Producto de lo acontecido, es evidente que los maestros y maestras se deben preparar constantemente para mantenerse actualizados, siendo cada vez más humanistas como la clave para llegar al educando verdaderamente, permitiendo su desarrollo y autodeterminación, retornando a la raíz del aprendizaje y a lo humano, para encontrar las maneras de apoyar a quienes no cuenten con tecnología o tenga otros tipos de problemas que les dificulte el aprendizaje.
Aprender, es el pan nuestro de cada día y debemos evaluar, construir, innovar, desarrollar y mejorar cada vez más la manera de hacerlo. Porque la gran meta del docente además de impartir los contenidos, es conseguir cada mañana, cada día, una mejor humanidad.

Acerca de Betzabeth González 6 Articles
Betzabeth González, licenciada en Educación, mención tecnología educativa, egresada de la Universidad Central de Venezuela. Nací en la hermosa ciudad de Caracas - Venezuela. Frente al Wuaraira Repano mejor conocido como El Ávila. Desde muy pequeña he sentido una gran inclinación y afecto por la educación. En la actualidad me desempeño como Coordinadora y docente en el área de computación de un Centro de especialidades para adultos, pero he tenido la dicha de trabajar en la educación formal y no formal, además de hacerlo en varias modalidades y niveles educativos, también he trabajado como Coordinadora de Investigación y formación de un Centro local de Investigación y Subdirectora de un plantel de educación inicial y básica donde desarrollé un proyecto que fue ganador del segundo lugar en la categoría de Innovación educativa y ambiente realizado por la Editorial Girasol. He contado con la bendición de escribir cuentos para niños con la editorial Triuno, dirigidos al espectro autista.

Se el primero en comentar

Deja un Comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*