Políticas educativas de la provincia de Santa Fe en contexto de pandemia. Santa Fe

Con la aparición de la pandemia por Covid-19 el mundo se vio obligado a cambiar, a restringir actividades, a establecer protocolos de promoción, prevención y atención de la salud, y nuestro país no fue la excepción. Es de público conocimiento que las primeras medidas restrictivas, y hasta supresoras, apuntaron a la presencialidad del
dictado de clases tanto en los niveles obligatorios como en los superiores.
Esta contingencia sanitaria no sólo ha traído aparejado restricciones y cambios de hábitos, sino que también, una vasta cantidad de consecuencias.
A medida que avanzaba el tiempo y surgían nuevos decretos presidenciales se fueron delegando las decisiones sobre ciertas actividades a los gobiernos provinciales, como ocurrió con la educación.
Centramos nuestra investigación en el análisis de las medidas adoptadas por el Ministerio de Educación de la provincia de Santa Fe para el abordaje de la educación en el contexto de pandemia por Covid-19 reflexionando desde un posicionamiento crítico la manera en la que éstas incidieron en el binomio estudiantes-docentes, mediante el
estudio de datos que surgen de informes de organizaciones independientes Las decisiones que la cartera educativa jurisdiccional ha tomado en estos dos años han implicado en el alumnado alternancia con asistencia cada quince días con pérdida de hábitos escolares, interrupciones drásticas, desvinculación masiva de alumnos; pero las consecuencias más profundas las seguiremos viendo durante muchos años.
A partir del relevamiento de datos brindados por observatorios independientes, podemos remarcar, que los estudiantes santafesinos han transitado en 2020 siete meses de escolaridad a distancia, con metodologías improvisadas, careciendo de acompañamiento por parte de las autoridades ministeriales tanto a docentes como a
alumnos, sin que la jurisdicción registre índices alarmantes de pacientes con Covid-19; en muchos casos aumentando el riesgo de interrupción de las trayectorias escolares, fragilizando el vínculo pedagógico y evidenciando pérdida de los aprendizajes. En cuanto a los educadores, un estudio “Educación 2021: Voces del territorio. ¿Crisis y
oportunidad?”, elaborado por integrantes del Observatorio Demos (Santa Fe), La Usina Social (Rosario) y la participación de Los Molinos Espacio de Encuentro (San Jorge), revelan que cerca del 90% se ha relacionado con sus alumnos a través de la red social Whats app, tanto para el envío de las tareas como para sostener el vínculo. Respecto a las horas de trabajo durante el año 2020, la mayoría manifiesta haber destinado entre 7 y 9 horas diarias a las tareas educativas. Otra información a considerar es que los docentes manifiestan no haber recibido acompañamiento por parte del Ministerio de Educación provincial a través de programas o equipos interdisciplinarios para el abordaje de esta situación. En las conclusiones del documento se subraya el estrés laboral debido al recargo de horario de trabajo docente y la sensación de abandono por parte de las autoridades provinciales.
Durante todas y cada una de las disposiciones, pautas, orientaciones o programas se detecta la poca anticipación en la comunicación, la falta de acompañamiento al docente frente a metodologías nuevas (o al menos diferentes a las que se venían aplicando) y la improvisación en el diseño de las mismas, carentes de acciones territoriales concretas. Los programas de revinculación implementados durante los veranos 2021 y 2022 resultaron tener más un carácter lúdico que pedagógico, y la propuesta para la búsqueda e inscripción de alumnos que habían quedado fuera del sistema, que se trasladó a comunas y municipios mediante la firma de un convenio, además de ser limitada, careció de estrategias, planificación y fondos económicos.
Otra de las características principales de la gestión educativa jurisdiccional es la ausencia de datos oficiales. Cuestión que toma relevancia a la hora del análisis de las propuestas ya que, cualquier programa que desee implementarse debe partir de un diagnóstico serio. Antes de decidir cómo recuperar a los alumnos se debe conocer
cuántos se han perdido y calcular cuánto dinero se debe invertir.
Analizando las políticas educativas diseñadas y ejecutadas por el Ministerio de Educación de la provincia de Santa Fe durante el contexto de emergencia sanitaria que abarcó los períodos comprendidos en la unidad pedagógica 2020/2021, podemos observar con claridad que distan de poder ser consideradas como políticas públicas a la
luz de que las cuestiones metodológicas, el diseño, análisis, gestión (ejecución, comunicación) y evaluación no han quedado subordinadas a la razón de ser ni a los fines que éstas deberían contemplar. Ninguna de las disposiciones ha contado con la satisfacción y aprobación de la sociedad y la ciudadanía. En todo momento el Estado se ha mantenido distante del entramado social, escuchando parcialmente la demanda y anulando su participación.
La pandemia por Covid-19 ha sido un evento masivo sumamente inesperado y las acciones llevadas a cabo por las autoridades nacionales, provinciales y locales, en los primeros meses pueden estar exceptuadas de un análisis profundo dado el contexto de incertidumbre global en el que nos encontrábamos. Mas todo el camino realizado
posteriormente, el ocultamiento de datos reales que deberían servir de diagnóstico y punto de partida para cualquier planificación, la improvisación constante, el vaciamiento de contenidos curriculares, la intensificación de la transformación de la escuela como institución educadora a la escuela como dispensadora de productos alimentarios y como espacio de recreación en verano, dejarán consecuencias educativas y sociales a largo plazo que, quizás, se podrían haber mitigado.

Autoras: Virginia E. Valenzisi – Silvina A. Vicentín – Docentes por la Educación

Acerca de Docentes Por La Educación Docentes Por La Educación 3 Articles
Docentes Por la Educación es una organización que trabajan por la educación de calidad. Surgida en la Provincia de Santa Fe. Es nuestro objetivo defender el derecho al acceso a la educación de todos nuestros estudiantes, luchar por una educación pública, gratuita y de calidad para todos los argentinos. Es imperativo recuperar la calidad educativa que en otros tiempos caracterizó a nuestro país, recuperar una educación de calidad que brinde a nuestros jóvenes las competencias necesarias para desenvolverse en la vida y en el mundo del trabajo del siglo XXI. Desafortunadamente, los docentes no tenemos oportunidades de acceder a cursos de capacitación de calidad y de temas varios, es por eso que una de nuestras metas es poder ofrecer capacitación sólida y de interés para nuestros colegas. Prof. Virginia Valenzisi. Prof. Silvina Vicentin. Prof. Graciela Armúa. Prof. Valeria Virga . Referentes de Docentes x la Educación

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*