Mahatma Ghandi, vida y pensamiento

ghandiNació en un pueblito costero del actual estado de Gujarat el 2 de octubre de 1869. Su familia era de una posición privilegiada, pertenecía a la casta de los comerciantes y su padre era el primer ministro local. A los trece años contrajo matrimonio, arreglado por sus padres según la costumbre hindú y tuvo cuatro hijos. En 1888 Gandhi salió de Bombay en dirección a Londres para estudiar abogacía; tenía diecinueve años y ya era padre de su primer hijo. Regresó a la India en 1891 y trató, con poco éxito, de establecerse como abogado en Bombay. Dos años después, fue contratado por una compañía india que operaba en Natal, Sudáfrica.

La temprana experiencia de la humillación y la opresión a la que estaban sujetos los indios en Sudáfrica, además de observar el trato hacia los negros, lo indujo a dar un giro radical en su conducta hacia los británicos. Abrió un bufete para defender a sus compatriotas ante los tribunales en Johannesburgo, creó el Partido Indio del Congreso de Natal en 1894 y denunció, en la prensa y ante el gobierno local y el británico, la violación de los derechos civiles de los indios.

A partir de 1904 emprendió la organización de comunidades rurales –la granja Phoenix y más tarde la granja Tolstoi– en las que elaboró una de sus ideas básicas en materia educativa: las escuelas productivas. El núcleo central de esta propuesta consistía en la introducción de una artesanía productiva en el programa de estudios. No se trataba simplemente de incluir una actividad artesanal como disciplina escolar obligatoria, sino de hacer del aprendizaje de una artesanía el eje de todo el programa de estudios.

Cuando emprendió la creación de la segunda granja, Gandhi ya conocía El reino de Dios está en vosotros, el libro del literato y pensador ruso León Tolstói. La lectura de este texto lo impresionó mucho. Esto lo llevó a escribir una carta a su autor a fines de 1901 pidiendo que utilizara su influencia para popularizar el movimiento de resistencia indio en Sudáfrica. El intercambio epistolar se prolongó hasta la muerte de Tolstoi en 1910. En el libro citado, el escritor ruso cuestionaba a la Iglesia, por conciliar violencia y religión, y al Estado porque solo servía para oprimir a la población en beneficio de unos pocos.

En 1906 Gandhi comenzó una campaña en pos de los derechos plenos de los indios utilizando el concepto de “satyagraha”. Este principio básico de la doctrina de Ghandi se refiere a la forma de avanzar hacia la verdad y la justicia a través de la resistencia pasiva, a fin de oponer la fuerza de las convicciones justas a las injusticias del adversario y a sus prácticas represivas. La satyagraha puede aplicarse de dos maneras: la no-colaboración, que niega el apoyo al sistema dominante, y la desobediencia civil que admite la transgresión de la legislación que se considera injusta, pero sin violencia. La propuesta social de Gandhi era evitar la lucha de clases para poner el acento en la educación, en la formación de hombres y mujeres que optaran por formas de vida en armonía con los valores de verdad, justicia y no violencia.

La campaña, que se extendió en el tiempo, sufrió una represión cada vez más violenta, con miles de indios encarcelados, incluyendo al propio Gandi y su figura adquirió un destacado prestigio y una extendida visibilidad. Cuando regresó a la India se le ofreció un caluroso recibimiento en Bombay.

En poco tiempo, Gandhi fundó una comunidad donde prohibió las vestimentas europeas y la propiedad privada, y en la que sus miembros se dedicaban a la agricultura y al tejido a mano. Su propuesta a favor del hilado manual significaba ofrecer una fuente de trabajo al campesinado, pero también reivindicar el trabajo manual que estaba reservado a las castas más bajas. El conocimiento de los procesos de producción de artesanías tales como la hilatura, el tejido, los curtidos, la alfarería o la encuadernación de libros había sido asignado a determinadas castas en el escalón más bajo de la jerarquía social tradicional. Muchos de ellos pertenecían a la casta de los “intocables”. En cambio, los estudios universitarios y la formación de profesionales quedaban reservados a las castas superiores.

Gandhi proponía cambiar de arriba abajo el sistema educativo, que se articulaba con sus ideas respecto de la economía: la finalidad de una buena economía era el bienestar de todos, y el trabajo manual tenía el mismo valor que el trabajo intelectual. La promoción del hilado nacional no solo significaba un repudio a las importaciones textiles británicas, también era una pieza clave para el sostén de la industria textil india. De hecho, grandes industriales textiles financiaron a Gandhi. La tela de algodón hilada y tejida a mano fue reivindicada como la materia prima para el traje del movimiento nacionalista indio.

La masacre perpetrada por los británicos en Amritsar radicalizó la posición de los nacionalistas y dio paso a la primera campaña de desobediencia civil, desplegada entre 1920 y 1922. Esta incluyó la política del “swadeshi” (del sánscrito “de su tierra”), es decir, promover el consumo exclusivo de productos indios con el consiguiente boicot a los artículos extranjeros, especialmente los británicos.

Gandhi siempre abogó por la confección de telas caseras: y que hombres y mujeres, ricos y pobres debían dedicar diariamente algún tiempo a hilar esos tejidos como demostración de adhesión al movimiento independentista. Esta estrategia procuraba inculcar disciplina y dedicación en la población, y además dejar fuera del movimiento a quienes tenían otros intereses, o bien carecían de un verdadero compromiso con la causa. El líder indio también pidió boicotear el sistema educacional británico, renunciar a empleos en el gobierno, rehusar el pago de impuestos y rechazar cualquier título u honor concedido por los británicos. El pueblo indio lo llamaba Mahatma (“Alma Grande”) Gandhi. Este líder indio era vegetariano, viajaba en vagones de 3° clase y se vestía humildemente, y se sometía a largos ayunos como forma de protesta contra los británicos, también se sometía al celibato por decisión propia.gandhi2

En agosto de 1942, en plena 2° guerra mundial, Ghandi reclamaba la completa independencia de la India y por esto fue arrestado junto con otros congresistas. Estuvo preso casi 2 años y en presidio se enteró de la muerte de su mujer. Salió en libertad debilitado y frágil en 1944. Finalizada la guerra y con los laboristas en el poder en Inglaterra, Ghandi desempeñó un papel importante en las negociaciones, pero siempre se opuso a la partición del subcontinente. No obstante se desató una carnicería entre musulmanes e hindúes, él anduvo de pueblo en pueblo, descalzo, intentando detener sin éxito las masacres que acompañaron la partición de Bengala, Cachemira, Delhi.

Durante sus últimos días Ghandi estuvo ayunando como intento de conciliar a los grupos rivales. El 30 de enero de 1948, cuando se dirigía a una plegaria comunitaria, fue baleado por un fanático joven hindú.

Celia Lugones
Acerca de Celia Lugones 5 Articles
Licenciada en Ciencias Sociales Humanidades, con mención en Historia- Universidad Virtual de Quilmes. Profesora de Tercer ciclo de la EGB y de la Educación polimodal en Historia, con trayecto en Ciencias Sociales.I.S.F.D N°50 Profesora desde 2004 en Historia en escuelas del distrito de Berazategui, Quilmes y F Varela. Actualmente, ejerzo como profesora en , HISTORIA 5°, Trabajo y Ciudadania, en Secundaria Superior,( E.E.M N°15) , Historia 2° E.S.B N|40. Historia-geografia 1° y 2°, Problemática Social Contemporánea, Educación Civica, y rama de Adultos, (CENS 451, CEBAS 17 y FINES2). Berazategui.

Se el primero en comentar

Deja un Comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*